Saltar al contenido

Solomillo Wellington con bacon y queso: receta irresistible con paso a paso

abril 13, 2024
solomillo wellington preparado y horneado

El solomillo Wellington con bacon y queso es una receta clásica que se ha convertido en todo un irresistible plato gourmet. La combinación de tierno solomillo de res, bacon crujiente y queso derretido dentro de una hojaldre dorado es simplemente deliciosa. En este artículo, te mostraremos cómo hacer esta receta paso a paso para que puedas disfrutarla en casa. Es importante seguir los pasos correctamente para lograr el mejor resultado y sorprender a tus invitados con este plato exquisito.

Ingredientes necesarios para hacer solomillo Wellington con bacon y queso

  • Solomillo de res: 1 pieza de aproximadamente 500 gramos.
  • Bacon: 6-8 lonchas.
  • Queso: 150 gramos, preferiblemente un queso que se funda bien.
  • Masa de hojaldre: 1 lámina rectangular.
  • Huevo: 1, para pintar la masa de hojaldre.
  • Sal y pimienta: al gusto.
  • Aceite de oliva: para cocinar.

Paso a paso para preparar solomillo Wellington con bacon y queso

Paso 1: Preparar el solomillo

Comienza limpiando el solomillo de cualquier exceso de grasa y membranas. Luego, sazónalo con sal y pimienta al gusto. Recuerda que es importante utilizar un solomillo de calidad, por lo que te recomendamos buscarlo en una carnicería de confianza.

Paso 2: Cocinar el bacon

Calienta una sartén a fuego medio-alto y coloca las lonchas de bacon. Cocínalas hasta que estén crujientes y doradas. Retira el bacon de la sartén y déjalo escurrir sobre papel absorbente para eliminar el exceso de grasa.

Paso 3: Preparar la mezcla de queso

En un recipiente, mezcla el queso rallado con un tenedor para suavizarlo y asegurarte de que esté bien distribuido. Puedes utilizar un queso suave como el cheddar o el gruyere, o experimentar con quesos más intensos como el queso azul o el queso de cabra.

Descubre más  Arroz tres delicias con salsa de soja | Receta paso a paso

Paso 4: Envolver el solomillo con bacon y queso

Extiende la lámina de hojaldre sobre una superficie limpia. Coloca las lonchas de bacon encima de la masa, asegurándote de cubrirla por completo. Luego, coloca el solomillo sobre el bacon y añade la mezcla de queso encima. Envuelve el solomillo con el bacon y el queso utilizando el hojaldre, sellando bien los extremos.

Paso 5: Hornear el solomillo Wellington

Coloca el solomillo envuelto con el hojaldre en una bandeja apta para horno y píntalo con huevo batido para que adquiera un bonito color dorado. Precalienta el horno a 200 grados Celsius y hornea durante 25-30 minutos, o hasta que el hojaldre esté dorado y crujiente. Recuerda que el tiempo puede variar dependiendo del grosor del solomillo.

Presentación y acompañamientos

A la hora de presentar el solomillo Wellington, puedes cortarlo en rodajas gruesas para que se aprecie bien su interior jugoso. Acompáñalo con puré de patatas cremoso o verduras asadas al horno para completar el plato.

Consejos y variaciones

Para lograr el mejor solomillo Wellington con bacon y queso, te recomendamos seguir estos consejos:

  • Utiliza un solomillo de calidad para asegurar que la carne esté tierna y jugosa.
  • Elige un queso que se funda bien para obtener un relleno cremoso.
  • Puedes agregar otros ingredientes a la mezcla de queso, como champiñones salteados o cebolla caramelizada, para darle un toque extra de sabor.
  • Si prefieres una versión más ligera, puedes utilizar pechuga de pollo en lugar de solomillo de res.

Disfruta de tu solomillo Wellington con bacon y queso

¡Ha llegado el momento de disfrutar de tu solomillo Wellington con bacon y queso casero! Sirve las porciones en platos individuales y acompaña este exquisito plato con un buen vino tinto o una copa de vino blanco fresco. ¡Buen provecho!

Descubre más  Recetas con arroz basmati para cenar - Fáciles y exóticas

Conclusión

Con esta receta paso a paso, podrás preparar un solomillo Wellington con bacon y queso irresistible. Sigue cada uno de los pasos cuidadosamente y disfruta de este plato gourmet en la comodidad de tu hogar. Sorprende a tus seres queridos con esta deliciosa combinación de sabores y texturas. ¡Anímate a probarlo y disfruta de esta increíble receta!